La importancia de hablar sobre la intimidad sexual antes de la luna de miel

beso

Estos son algunos consejos para que las parejas Santos de los Últimos Días construyan una base sólida en su relación desde el principio de su matrimonio.

“La intimidad [sexual] está reservada para la pareja matrimonial, ya que es el símbolo supremo de la unión absoluta, una totalidad y una unión ordenadas y definidas por Dios”. (Jeffrey R. Holland, “La pureza personal”)

Una de las principales causas de divorcio e insatisfacción en el matrimonio son los problemas de intimidad sexual.

Debido a ello, sería prudente que las parejas Santos de los Últimos Días se prepararan para su luna de miel tanto como lo hacen para el día de la boda.

Es necesario que aborden los aspectos íntimos del matrimonio antes de llevar a cabo esta ordenanza.

Te contaré una pequeña historia de unos recién casados que no hablaron sobre la importancia de la intimidad sexual con anticipación.

Las consecuencias de no hablar sobre la intimidad sexual antes del matrimonio

intimidad sexual

Sería prudente que las parejas Santos de los Últimos Días se prepararan para su luna de miel tanto como lo hacen para el día de la boda. Imagen: iStock

John y Jill estaban muy emocionados y ansiosos por su noche de bodas. No obstante, sin suficiente educación sexual y conversación sobre las expectativas del otro, su matrimonio tuvo un comienzo bastante difícil.

Ambos se sintieron heridos y aislados a nivel emocional durante gran parte de su luna de miel.

Jill explicó que, en lugar de tener una hermosa experiencia, surgió una situación difícil que tardaron muchos años en sanar.

¿Cómo evitar esas consecuencias?

pareja

Una de las principales causas de divorcio es la insatisfacción sexual. Imagen: Canva

A continuación, compartiré una guía para tu luna de miel que te ayudará a comenzar tu vida sexual de una mejor manera en tu matrimonio.

Al mismo tiempo, esto te ayudará a proporcionar una base sólida e íntima a tu relación.

Puedes usar esta guía como un tema de conversación con tu futuro o futura cónyuge y/o con tu padre y madre para que puedan compartir sus pensamientos sobre cómo tu pareja y tú pueden prepararse bien para su luna de miel.

El propósito de la luna de miel es tener un tiempo especial para relajarse y conectarse en mente, cuerpo y alma, y ​​para disfrutar juntos de las relaciones íntimas.

“Dentro de los lazos del matrimonio legal, la intimidad de las relaciones sexuales [es un] medio [por el que] el hombre y la mujer se unen en un proceso de creación y en una expresión de amor”.Spencer W. Kimball

novios agarrados de la mano

Puedes usar esta guía como un tema de conversación con tu futuro o futura cónyuge y/o con tu padre y madre para que les aconsejen cómo prepararse para la luna de miel. Imagen: Canva

Las esperanzas, los deseos y las expectativas para una primera experiencia sexual placentera son diferentes para cada pareja.

Deben hablar de aquello que tu pareja y tú crean que hará que su primera vez juntos sea positiva.

Las siguientes son algunas sugerencias para ayudarlos a prepararse para una luna de miel feliz.

Las dos primeras sugerencias son cosas que hacer antes de la luna de miel y el resto son cosas que hacer durante la luna de miel.

  • Recibir educación sexual: Infórmense sobre la anatomía del hombre y la mujer, y qué estímulos necesitan.
  • Conversar: Hablen sobre sus expectativas e ideas sobre la noche de bodas con anticipación.
  • No tener vergüenza: Intenten no pensar demasiado sobre lo que va a suceder, relájense y dejen que todo fluya.
  • Mantener las cosas simples: No esperen cumplir todas sus expectativas, ya que es probable que estén nerviosos. A lo largo del matrimonio, van a tener tiempo para experimentar y desarrollar la intimidad sexual. Así que, calma.
  • Refrescarse un poco y crear el ambiente: Para crear un ambiente más relajado y romántico, tómense un tiempo para refrescarse antes de tener intimidad, cepíllense los dientes, usen enjuague bucal, lávense las manos e incluso pónganse algo un poco más cómodo.
pareja

Sería apropiado que antes de llegar a la luna de miel, reserven una cita con el ginecólogo o urólogo para que los guíe sobre la vida sexual y la planificación familiar. Imagen: iStock

  • Ir lento: La primera vez juntos puede causar ansiedad, así que no está mal ir con calma, pueden planear juegos previos.
  • Tener “suministros de intimidad” disponibles: Por ejemplo, lubricantes, toallas, tampones, protectores íntimos, preservativos.
  • Prevenir las infecciones del tracto urinario durante la luna de miel: Miccionen antes y después de las relaciones sexuales y lávense las manos, eso les ayudará a prevenir las infecciones del tracto urinario. Además, sería apropiado que asistan a una consulta previa con el ginecólogo o urólogo para que se informen más sobre el inicio de su vida sexual y la planificación familiar.
  • Participar en otras actividades íntimas durante la luna de miel: Háganse preguntas para conocerse más, tomen un baño, salgan a caminar, vuelvan a ver las fotos de sus mejores momentos juntos. Saber más del otro es otra forma de intimidad.
  • Seguir aprendiendo sobre la intimidad sexual: Hablen sobre lo que les gusta y no para fortalecer su conexión sexual.

La intimidad sexual debe ser un tema de conversación constante

matrimonio en el templo

Hablen sobre la intimidad sexual semanas antes de la luna de miel. Eso les ayudará a evitar problemas que podrían tardar en resolver. Foto: Mikki Platt

No se olviden de compartir sus pensamientos y expectativas para la noche de bodas con algunas semanas de anticipación, o con el tiempo que sea necesario para que ambos estén conscientes y creen una primera experiencia positiva juntos.

Tal vez no tengan idea de qué esperar el uno del otro o incluso de qué hablar.

Traten de imaginar cómo les gustaría que fuera su primera vez y hablen al respecto.

Si hablan abiertamente sobre la luna de miel con anticipación, podrán minimizar la incomodidad con el tema, así como los miedos y las preocupaciones.

pareja

Sigan aprendiendo sobre la intimidad sexual. Imagen: Canva

Incluso una conversación sobre las relaciones sexuales con sus seres queridos de confianza, un terapeuta matrimonial o su médico de cabecera puede ser útil.

Mantengan un diálogo abierto sobre la intimidad sexual durante la luna de miel para seguir aprendiendo sobre lo que les gusta y no, así como qué, cuándo y cómo las cosas se vuelven más cómodas.

Espero que esta guía haya sido útil para ti, si hay algún tema en específico del que te gustaría que hablemos, déjanoslo en los comentarios.

Esta es una adaptación del artículo que fue escrito originalmente por Laura M. Brotherson, psicóloga de familia. Brotherson es la autora del best seller “And They Were Not Ashamed” publicado por Deseret Book. Este artículo se publicó en LDS Living con el título “Preparing for the Honeymoon: 10 Tips for LDS Couples”.

Video relcionado

YouTube player

También te puede interesar

| Vida S.U.D
Publicado por: *Nicole Córdova Loayza
Traductora de español, inglés y portugués. Me encantan los idiomas y conocer sobre diferentes culturas. También me gusta el arte y amo la naturaleza.
Carlos Wizard Martins
Santo de los Últimos Días multimillonario comparte el secreto para...
Aviel Boberg y James Williams
A unas semanas de casarse, Santo de los Últimos Días sufre terrible...

Deja un comentario*

comment_before*